“La corrupción tiene raíces históricas”: Gerson Martínez

Por Daniel Trujillo | 13 de noviembre de 2015

En “Diálogo Joven”, el espacio de participación ciudadana de Transparencia Activa, el ministro de Obras Públicas, Gerson Martínez, conversó con los estudiantes de la Universidad Gerardo Barrios, de San Miguel, sobre la situación de la corrupción en el país, así como las acciones para combatirla.

Di%c3%a1logo joven ugb

El ministro de Obras Públicas, Gerson Martínez, fue claro al iniciar el “Diálogo Joven Universitario”, organizado por la Secretaría de Participación Ciudadana, Transparencia y Anticorrupción (SPCTA).

“Pregúntenme de lo que sea”, expresó y los estudiantes de la Universidad Gerardo Barrios (UGB), en San Miguel, le aplaudieron y le expresaron su satisfacción al inicio del conversatorio, un espacio de interacción facilitado por la SPCTA, a través del medio de comunicación público Transparencia Activa.

El funcionario inició explicando que la situación de la corrupción en el país y en Latinoamérica data desde los tiempos de la colonia cuando los representantes de los reyes de España en Latinoamérica no le pasaban la cantidad exacta del oro.

“La corrupción tiene raíces históricas, desde el Estado en que fue fundado, en cómo se ejerce el poder”, dijo Martínez al mencionar que en El Salvador, la forma de gobernar siempre estuvo presente los actos indebidos en la administración de la cosa pública.

Martínez continuó diciendo que en el transcurso de los años, quienes ejercieron el poder gubernamental convirtieron a la política en una cultura de la mentira, del embuste, por lo que desde el 2009, con la llegada de un nuevo gobierno, se trabaja para cambiar ese manera de administración.

El titular de Obras Públicas dijo durante “Diálogo Joven” que la sociedad, especialmente la juventud, debe realizar una lucha “sin cuartel” contra la corrupción, porque este mal divide y enfrenta a la sociedad y lo único que puede unir a un país es la honestidad y la honradez.

Durante la plática, María Berrios, estudiante de la UGB, le preguntó al funcionario sobre cómo se debe combatir la problemática y él le respondió que se tiene que invertir en la educación.

El ministro indicó que para fomentar valores contra la corrupción, los países deben tener un sistema educativo fortalecido, con recursos por lo que mencionó datos de organismos financieros internacionales al recomendar una inversión de más del 6% del Producto Interno Bruto en el área. Martínez dijo que en El Salvador ese porcentaje es de un poco más del 3%.

Añadió que actualmente existe un caso corrupción en el que se pueden aprender mucho y es el proceso judicial contra el expresidente Francisco Flores, acusado de malversar millonarias donaciones de Taiwán.

Martínez afirmó que en este se ha activado la institucionalidad y él espera que lo llamen a dar se declaración, pues en el Ministerio que preside no ingresó la ayuda enviada por el país asiático, pues no hay documentación sobre el ingreso de los recursos.

Sara Sánchez, también estudiante de la UGB, le preguntó a Martínez sobre las características que debe tener un fiscal General, en el marco de la elección del nuevo titular del Ministerio Público.

El funcionario le dijo que el país necesita un fiscal independiente, que no se deje sobornar por los “poderes políticos y económicos”.

 

 

Situación carretera La Unión-San Miguel

 

Ulises Portillo, un joven de La Unión que estudia a distancia en la UGB, llegó al “Diálogo Joven” y le preguntó al ministro sobre la situación de la construcción de la carretera entre el departamento de donde vive a San Miguel.

El funcionario dijo que ha pedido un informe sobre el tema y aclaró que la problemática de esta calle data del gobierno del expresidente Flores.

Esta arteria vial no puede ser intervenida mientras no se resuelvan las demandas interpuestas por Obras Públicas y el FOVIAL contra la empresa constructora.

La problemática consiste en que la constructora CONASA tendría que $14 millones daños y prejuicios, equivalentes al costo de la obra, más la reparación de los 25 kilómetros de carretera.

Actualmente no se puede realizar los trabajos en la carreta porque el juzgado que lleva el caso no permite que se intervenga y es necesario determinar al culpable del daño de la misma.



Suscríbete y recibe en tu correo electrónico las últimas noticias que acontecen en el portal de Gobierno Abierto