FOMILENIO II construirá 7 Centros Integrales de Escuela Inclusiva de Tiempo Pleno

Por Redacción | 20 de marzo de 2019

Con dicha inversión se beneficiarán más de 13,000 estudiantes del sistema público de educación.

Compartir
Zunzal 3
(Foto: FOMILENIO II)

Estos 7 centros integrales beneficiarán a 13,626 estudiantes en 55 centros educativos. El trabajo en estos sistemas consistirá en la construcción y remodelación de 85 aulas, 14 centros de innovación, 14 bibliotecas, áreas de recreación, construcción de servicios sanitarios, comedores, cocinas, salas de maestros, centros informáticos, áreas de parvularia, laboratorios, bodegas, y las áreas adecuadas para desarrollar talleres de práctica tanto para la jornada extendida como de los bachilleratos técnico vocacionales.

Como acto simbólico de esta inversión, autoridades de FOMILENIO II, de la Corporación del Reto de Milenio (MCC, por sus siglas en inglés) y representantes del gobierno de El Salvador colocaron la primera piedra del centro integral “Complejo Educativo Cantón El Zunzal”, ubicado en Tamanique, La Libertad. Este nuevo centro escolar será la sede principal de un Sistema Integrado de Escuela Inclusiva de Tiempo Pleno (SI-EITP), conformado por 12 centros educativos de la zona que beneficiaran a una comunidad educativa de 1,900 estudiantes.

También se iniciaron obras de construcción en seis centros integrales en otros departamentos, que incluyen el nuevo Instituto Nacional de Nahuizalco; el Complejo Educativo María de Baratta en Santa Isabel Ishuatán; el Centro Escolar San Arturo en La Libertad; el Centro Escolar Plan del Mango y el de Palo Grande en Rosario de Mora; y el Centro Escolar Goldtree Liebes en Panchimalco.

Con esta orden de inicio ya se contabilizan 19 centros educativos en construcción, con una inversión total de $23.7 millones y en los próximos meses se dará inicio con la construcción de 27 centros educativos en la zona paracentral y oriental del país. Hasta la fecha, más de 82,800 estudiantes por año se están beneficiando con la implementación del modelo SI-EITP.
Este modelo educativo hace especial énfasis en tercer ciclo y bachillerato para preparar jóvenes con una formación integral y que tengan mejores oportunidades para desarrollarse productivamente, por medio del acceso al empleo o hacer sus propios emprendimientos. La jornada de enseñanza en inglés se ha incrementado de 3 a 5 horas semanales, con un plan de estudios con estándares internacionales, impartido por niveles. La ampliación de la jornada escolar de 25 hasta 40 horas semanales en tercer ciclo es también parte del modelo SI-EITP.

FOMILENIO II invertirá $100.2 millones para impulsar este modelo educativo, moderno y con altos estándares de calidad, por medio de la capacitación docente, mejora en los planes de estudio, la construcción de infraestructura educativa y la dotación de equipo y material didáctico.

Más de 2,400 docentes se han capacitado para fortalecer su conocimiento y habilidades pedagógicas, tanto en áreas clave como la educación incluyente no sexista que garantizan el respeto y la buena convivencia en las aulas y en la sociedad.

Este modelo educativo se implementa en 349 centros educativos, aglutinados en 45 sistemas integrados, ubicados en Ahuachapán, Sonsonate, La Libertad, San Salvador, La Paz, Usulután y San Miguel. 

FOMILENIO II además ha contribuido a estructurar planes de estudio de acuerdo a las características socioeconómicas de cada región para aprovechar su potencial productivo, impulsando bachilleratos generales con diplomados técnicos, entre ellos de Cultivos Orgánicos; Transformación de Lácteos; Promotor Comunitario; Comercialización Agrícola; Contabilidad financiera; y Logística y procesos. También se han creado tres nuevos bachilleratos: Serviempresas, Agronegocios e Industria e Innovación, en los cuales ya hay 1,400 estudiantes matriculados.

FOMILENIO II es un programa que es financiado con $277 millones invertidos por el gobierno de Estados Unidos, a través de la Corporación del Reto del Milenio (MCC, por sus siglas en inglés), más una contrapartida de $88.2 millones aportada por el gobierno de El Salvador, haciendo un total de $365.2 millones, que serán invertidos en un plazo de cinco años (del 9 de septiembre de 2015 al 8 de septiembre de 2020). MCC proporciona subvenciones de tiempo limitado que promueven el crecimiento económico, la reducción de la pobreza y el fortalecimiento de las instituciones. Estas inversiones no solo respaldan la estabilidad y la prosperidad en los países socios, sino que también mejoran los intereses estadounidenses.